¡Cuidado! El calor es peligroso

Por Luisa Fernanda Montero

Claro está que sin el calor del sol no estaríamos aquí, pero claro está también que el secreto de la milenaria relación del hombre con este astro está en el equilibrio.

Bien sabido es que si nos acercamos demasiado terminaremos achicharrados sin apenas darnos cuenta y no, no estamos hablando de ciencia ficción.  Es que caer insolado si no se toman las medidas apropiadas es más común de lo que se cree.

El asunto es que la insolación es asunto serio y puede ser mortal. Cada año, miles de trabajadores en Estados Unidos se enferman por exposición al calor. Algunos de estos trabajadores mueren. Por tanto, si usted es un trabajador que ejerce al aire libre, hay varias cosas que debe saber, por ejemplo, que su empleador es responsable de proporcionarle lugares de trabajo libres de calor excesivo y de generar las condiciones para que tenga los descansos periódicos necesarios durante su jornada.

El Departamento de Trabajo de Estados Unidos, recuerda, en su campaña por evitar que los trabajadores sean víctimas del calor, que el cuerpo normalmente se refresca al sudar, pero durante el verano, sobre todo cuando hay mucha humedad, el sudor no es suficiente. La temperatura corporal puede subir a niveles peligrosos si no se toman precauciones como beber agua frecuentemente y descansar a la sombra o en un lugar con aire acondicionado.

¡Manténgase alerta! un golpe de calor ocurre cuando aumenta demasiado la temperatura del cuerpo, este pierde agua y sales. El golpe de calor puede presentarse en el momento o después de varios días de alta temperatura.

Por eso, si debe trabajar al sol asegúrese, además de descansar periódicamente y de tomar agua cada 15 minutos, debe usar sombrero y estar atento a síntomas como sed intensa y sequedad en la piel o en la boca, sudoración excesiva, sofoco, agotamiento, cansancio o debilidad, mareos o desmayo, vértigo, calambres musculares agitación, dolores de cabeza,  estado de confusión, desorientación o delirio.

Cualquiera puede ser víctima del exceso de calor; pero según el Departamento de Trabajo, los trabajadores expuestos a condiciones cálidas y húmedas están en mayor riesgo de sufrir enfermedades a causa del calor, especialmente aquellos que hacen tareas laborales pesadas o usan equipo y prendas de protección personal voluminosas. Algunos trabajadores pueden estar en mayor riesgo que otros si no han desarrollado una tolerancia a condiciones calurosas, incluyendo los trabajadores nuevos, temporales, o los que están regresando a trabajar después de un descanso de una semana o más.

Además de insolarse, si se expone demasiado al calor y no es prevenido puede sufrir de sarpullido, calambres y agotamiento.Ya lo sabe, el sol es nuestro compañero inseparable, pero tenemos que mantener las distancias. El calor es un asunto muy serio.

Para saber más puede visitar la página en español de la Administración de Salud y Seguridad Ocupacional - OSHA - en osha.gov y LaRedHispana.org