¿Qué es el síndrome de Tourette?

¿Qué es el síndrome de Tourette?

nathaniel mckenzie (13).png

El síndrome de Tourette es un tipo de trastorno por tics que incapacita gravemente a quien lo padece. Aquellos que lo padecen suelen insultar de manera repetida e indiscriminada y de forma incontrolada. 

Se basa en un trastorno neurológico que empuja al que lo sufre a realizar movimientos y sonidos de forma involuntaria y sin un objetivo concreto, repitiendose irregularmente y aumentando las situaciones de estrés. 

Los primeros síntomas del síndrome de Tourette suelen aparecer entre los siete y los diez años de edad, y su intensidad es muy variable, incluso en el mismo paciente, ya que puede haber períodos con muchos tics, que se repiten con frecuencia, y otros en que prácticamente desaparecen. Los niños tienen más posibilidades que las niñas tanto de padecer la enfermedad como de desarrollar síntomas.

Los tics que desarrollan aquellos quienes lo padecen pueden ser simples o complejos:

  • Tics simples: son movimientos breves e imprevistos que comprometen un número limitado de grupos musculares. Aunque suceden de forma aislada, con frecuencia se repiten. Algunos ejemplos son: parpadear, mover la cabeza, encogerse de hombros, arrugar el entrecejo, aspirar aire sonoramente por la nariz.
  • Tics complejos: se trata de movimientos coordinados y sucesivos que comprometen varios grupos musculares, como saltar, patalear, tocar y olfatear personas y objetos, coprolalia (uso involuntario de palabras obscenas) etcétera.

Si bien el síndrome de Tourette no tiene una cura específica, se pueden tratar los tics  con el uso de fármacos neurolépticos, para disminuir la frecuencia y la intensidad de los mismos, pero no tienen la capacidad de hacerlos desaparecer por completo. 

La terapia psicológica surge con el fin de apaciguar los trastornos desencadenados por síndrome de tourette, como la ansiedad, el estrés, los problemas de aprendizaje y de conducta y sobre todo en las consecuencias del impacto de la enfermedad sobre las relaciones sociales y afectivas del paciente.

Ante todo, es necesario comprender que se trata de un síndrome que resulta involuntario para quien lo padece, y que situaciones de estrés o de mucha ansiedad pueden desencadenar los tics y la coprolalia con mayor frecuencia.

Si conoces a alguien con el síndrome de tourette, intenta hacerlo sentir a gusto sin cuestionarlo por sus tics o insultos involuntarios. Es muy importante que se sientan cómodos con su entorno y sean comprendidos.

A continuación le brindamos un fragmento de la película “Front of the class” basada en la historia verídica del autor Brad Cohen, quien sueña con ser maestro y sufre el síndrome de tourette.
 

El fenómeno Instagram: la mentira detrás de los filtros. Ficción vs realidad.

El fenómeno Instagram: la mentira detrás de los filtros. Ficción vs realidad.

Hermosas y creativas ideas de adornos navideños para hacer con los más pequeños

Hermosas y creativas ideas de adornos navideños para hacer con los más pequeños